Argentina, líder regional en turismo extranjero

Argentina, que recibió 787 mil turistas extranjeros, lidera el ránking de países latinoamericanos que más visitantes internacionales recibieron en 2017, reveló un estudio difundido en el marco de las actividades previas de la Cumbre del Consejo Mundial de Viajes y Turismo (WTTC, en sus siglas en inglés).

Argentina, que en 2017 registró un crecimiento interanual del 7,8% en la recepción de turistas extranjeros, se ubicó por encima del aumento de visitantes de otros países que se registró en Latinoamérica en el mismo período, que fue del 7%, la mayor de los últimos seis años, según el estudio realizado por la consultora internacional STR.

Brasil, que recibió 833.500 visitantes extranjeros, tuvo un crecimiento interanual cercano al 6%, mientras que ese registro fue del 5% en Perú, a donde llegaron 482 mil visitantes internacionales.

Las proyecciones realizadas en base a las reservas hoteleras existentes, marcan que entre enero y junio de este año el crecimiento interanual de turistas no residentes será superior al 8,5% en Argentina.

La directora de las áreas Central y Sur de STR, Patricia Boo, señaló que este crecimiento de la llegada de visitantes extranjeros a Argentina «se relaciona con la gran cantidad de eventos importantes que se proyectan para este año».

En ese sentido, Boo destacó «la reunión de la WTTC, del G-20 y los Juegos de la Juventud» y remarcó que la gran demanda turística «posibilitará que la ocupación de las 660 mil plazas argentinas alcancen un promedio de ocupación del 70% anual, una cifra casi excepcional».

El crecimiento de la llegada de turistas extranjeros se percibe con mayor nitidez en la ciudad de Buenos Aires, que en 2017 alcanzó un promedio de ocupación del 68% de sus casi 70 mil plazas, un 11,3% más que en 2016.

«El crecimiento de los visitantes extranjeros en Buenos Aires comienza a percibirse en 2015 y se afianza en 2016 y 2017 para completar 53 meses de aumento en la llegada de turistas internacionales», puntualizó por su parte Olivier Jager, especialista en Tendencias de Viajes de STR.

Los turistas extranjeros que visitan Buenos Aires pertenecen tanto al segmento del esparcimiento como al corporativo, es decir de aquellas personas que llegan a la ciudad por negocios o actividades profesionales.

Esta característica es muy importante porque permite que los niveles de ocupación hotelera sean constantes de lunes a lunes, con una pequeña variación los miércoles.

La directora de las áreas Central y Sur de STR consideró que «en Latinoamérica, este fenómeno de combinar la llegada de turistas de ambos segmentos se da sólo en Argentina».

La demanda turística en Latinoamérica creció un 4,9% en 2017, mientras que la oferta hotelera aumentó un 2,6% en el mismo lapso, lo que motivó que el precio promedio de las habitaciones en base doble trepara de los 85 a los 100 dólares.

Jagter estimó que esa situación «tiende a mejorar en forma paulatina, ya que hay inversiones proyectadas para crear 56 mil habitaciones más en toda la región en 2020».