Arroyo lanzó la tarjeta AlimentAR en la Provincia

El ministro de Desarrollo Social, Daniel Arroyo, encabezó la primera entrega de las 560.000 tarjetas alimentarias que se distribuirán en la provincia de Buenos Aires, en un acto que se realizó en el partido bonaerense de Almirante Brown.

«Este operativo es muy importante por varias cuestiones: En Argentina no puede haber hambre y no puede haber mal nutrición y es por esto que iniciamos este programa anunciado por el presidente Alberto Fernández», afirmó Arroyo y apuntó que el plan -puesta en marcha hoy en Almirante Brown- se extenderá «a toda la provincia de Buenos Aires y a todo el país».

Junto a la titular del Consejo Federal de Políticas Sociales, Victoria Tolosa Paz; el director ejecutivo de la Anses, Alejandro Vanoli, y el intendente local Mariano Cascallares, Arroyo dio inicio formal a la entrega de las primeras unidades de la «Tarjeta AlimentAR», que se enmarcan en el Plan Argentina contra el Hambre.

«No puede haber hambre y malnutrición en Argentina», insistió Arroyo en un breve diálogo con la prensa, en uno de los ingresos al Club Calzada, ubicado en la localidad de Rafael Calzada, desde donde más tarde partió hacia La Matanza para participar en un operativo similar junto al intendente Fernando Espinoza.

Arroyo recordó que la tarjeta AlimentAR es emitida por el Banco Nación, no permite extraer dinero del cajero, sino «sólo comprar alimentos» y subrayó que el programa forma parte de un «trabajo conjunto de todo el Estado Nacional, a través del Consejo de Coordinación de Políticas Sociales, la Anses y el municipio».

Remarcó que los objetivos son «que la gente coma y coma bien»; «potenciar la agricultura familiar y las ferias» desarrolladas por pequeños emprendedores, que así tendrán «más posibilidades» de vender sus productos; «mover la economía» y generar «reconstrucción de abajo hacia arriba».

El ministro puntualizó que los beneficiarios de la Tarjeta AlimentAR son las madres con hijos menores de 6 años, las mujeres a partir del tercer mes de embarazo y las personas con discapacidad que reciben asignaciones y que los montos varían entre 4000 y 6000 pesos mensuales, según el caso.

Para Arroyo se trata de un «gran operativo social» y «conjunto» entre el Estrado Nacional, el Consejo de Políticas Sociales, Anses, los municipios y las organizaciones intermedias.

«Insistimos mucho a las madres para la compra de alimentos sanos: leche carnes, frutas, y verduras y vamos a seguir insistiendo mucho en esto», declaró Arroyo sobre la tarjeta que será recargada «el tercer viernes de cada mes».

En ese sentido, planteó como objetivos fundamentales: «que todos coman, que todos coman bien, que todos accedan a la canasta básica de alimentos».

«Este es un gran plan de trabajo con un montón de organizaciones de la agricultura familiar en las ferias, de la economía popular, que pueden producir y vender y reactivar la economía», enfatizó.

Desde muy temprano y bajo un intenso calor se formaron largas filas alrededor del club Calzada, con un importante despliegue de personal de Desarrollo Social, Educación, Salud, Anses, del municipio de Almirante Brown, de Defensa Civil y de la Cruz Roja.

Está previsto que se complete la entrega de 124.100 tarjetas en los municipios de Hurlingham (5.000), Morón (5.900), San Fernando (5.000), San Martín (11.400), Avellaneda (9.300), Almirante Brown (24.500) y La Matanza (63.000).