Preventiva para sospechoso por el crimen de un abogado de La Cámpora

Luis Gustavo Benítez, el joven de 22 años detenido por el crimen del abogado Eduardo Chantada (ocurrido el pasado 7 de febrero en Villa Elisa), quien fue señalado por testigos como uno de los «motosicarios» que ejecutaron de un tiro en la nuca al abogado que militaba en la agrupación La Cámpora, seguirá detenido hasta que el caso sea ventilado en juicio oral y público ya que la justicia Penal de La Plata dictó su prisión preventiva.

La medida fue dictada por el juzgado de Garantías 6 de La Plata a cargo del juez Agustín Crispo quien así avaló todo lo actuado por el fiscal Juan Cruz Condomí Alcorta. La medida no es definitiva ya que la defensa tiene la posibilidad de ir en queja ante la Cámara de Apelaciones y Garantías local. Mientras tanto, Benítez seguirá tras las rejas.

El sospechoso fue detenido a fines de marzo pasado, por otro hecho de robo que intentó ejecutar en la localidad de San Carlos, al oeste del Gran La Plata. En su declaración indagatoria intentó plantar su coartada, que fue desbaratada por las evidencias que constan en la causa penal.

En uno de los allanamientos realizados durante la primera etapa de la investigación se ejecutó uno en el domicilio del acusado, donde se encontró la moto, un casco de similares características a las que llevaba el conductor del rodado menor y dentro de él la ropa utilizada por uno de los «motosicarios» al momento del hecho.

La causa está caratulada como “Homicidio criminis causa en concurso real con robo calificado por el uso de arma de fuego en grado de tentativa y con portación ilegal de arma de fuego de uso civil condicional”, señalaron fuentes del caso. Este cuadro acusatorio tiene una sola pena posible: prisión perpetua.

Benítez fue sorprendido robando en la zona de 33 entre 142 y 143. Allí los habitantes de la zona fueron quienes advirtieron la presencia del delincuente, lo atacaron a golpes, lo redujeron y luego llamaron a la línea de emergencia 911. En esas circunstancias dio una identidad falsa, pero esa mentira quedó al descubierto con simples tareas de investigación.

En tanto los investigadores están tras los pasos de un sospechoso que permanece prófugo.

Deja un comentario