Bahía Blanca, a fondo contra la alcoholemia

La municipalidad de Bahía Blanca, en el sur bonaerense, anunció que presentará al Concejo Deliberante un proyecto de ordenanza con el fin de endurecer los controles vinculados al consumo de alcohol y el manejo del vehículos, se informó oficialmente.

Al respecto el secretario de Movilidad Urbana y Espacios Públicos, Tomás Marisco expresó que «se trabajó mucho para no colisionar tanto con leyes provinciales como nacionales por lo tanto no se podrá secuestrar el vehículo, retener el carnet ni establecer multas pecuniarias».

«La sanción va a hacer un curso de Educación Vial y los jueces de faltas estarán facultados en caso que los que manejen sean reincidentes la posibilidad de tareas comunitarias y se creará un registro por antecedentes de alcohol en sangre en operativos», afirmó a la prensa.

Según el proyecto de la comuna que se presentará en el cuerpo deliberativo para su análisis «quedará prohibido en el partido de Bahía Blanca la conducción de cualquier tipo de vehículo en estado de intoxicación alcohólica».

«De detectarse en la medición alcoholimétrica presencia de alcohol en sangre, en el rango comprendido entre 0 miligramos por litro y cualquiera de los topes establecidos por la ley nacional y/o ley provincial, (200 o 500 miligramos según sea moto o automotor) habrá sanciones», agregó el proyecto.