Policía mata a su pareja, a una mujer trans y se suicidó

Un policía de 23 años asesinó a tiros a su pareja y a una mujer trans que se encontraba con ella en una casa de la ciudad de La Plata, tras lo cual escapó hacia su vivienda, donde finalmente se suicidó cuando llegaron otros efectivos para detenerlo, informaron fuentes de la investigación.

El hecho ocurrió cuando la policía fue alertada al 911 por vecinos que escucharon disparos en la vivienda ubicada en la calle 164 entre 62 y 63, en el barrio platense de Los Hornos.

Al llegar al lugar, los efectivos de la comisaría de la zona hallaron en la vereda a una mujer fallecida, quien presentaba varios impactos de arma de fuego en la zona de la espalda.

Luego, cuando ingresaron a la casa, encontraron a una mujer trans aún con vida con orificios de bala en distintas partes del cuerpo, pero cuando los médicos llegaron para auxiliarla, ya estaba fallecida.

Según la policía, una de las víctimas, de 23 años, fue identificada como Florencia Sandoval, mientras que la mujer trans era conocida como Cielo De Lucca, de 20 años.

Por el testimonio de vecinos, la policía constató que el homicida se movilizaba en un automóvil Volkswagen Gol Trend Blanco, por lo que se montó un intenso operativo cerrojo para localizarlo.

Finalmente, el auto fue hallado por una patrulla motorizada que inició una persecución hasta las calles 166 entre 59 y 60.

Las fuentes detallaron que en ese lugar, el hombre abandonó el auto e ingresó al interior del domicilio pese a la voz de alto de los policías, que a los pocos segundos escucharon una detonación de arma de fuego.

Inmediatamente, los policías ingresaron a la vivienda y hallaron malherido al sospechoso, quien se había disparado con su arma reglamentaria.

El hombre, identificado como Juan Ignacio Soto de 23 años, se encontraba en una habitación con una herida de arma de fuego en la cabeza, por lo que fue trasladado al hospital San Martín donde falleció a las pocas horas.

En el lugar, la policía secuestró el arma reglamentaria Bersa que utilizaba el efectivo policial que pertenecía a una Unidad Táctica de Operaciones Inmediatas (UTOI) de la Policía bonaerense.