El ministro de Salud bonaerense, Nicolás Kreplak, consideró que el nuevo reglamento que rige la actividad para los médicos residentes de la provincia “se traducirá en mejoras para el sistema salud”, y estimó que “con la reducción de la jornada laboral” que propone la iniciativa se mejorará la atención por parte del personal.

“Estos anuncios que hicimos traen mejoras en las condiciones laborales y salariales, con el objetivo de cuidar a profesionales y también a las personas que transitan el sistema de salud”, señaló Kreplak en declaraciones a radio Provincia.

El reglamento que hasta el martes regulaba las residencias -que son actualmente 5.000- en la provincia es de 2001 y nunca se había actualizado, según recordó el funcionario.

A los pocos meses de asumir, el gobernador Axel Kicillof recibió a representaciones de lo médicos residentes y se comenzó “a construir la nueva normativa” para reglamentar el trabajo de este sector del sistema sanitario.

Así, se trabajó en mesas técnicas con hospitales, regiones sanitarias, residentes y con la Asociación Sindical de Profesionales de la Salud de la PBA (Cicop) para llegar al texto que se aprobó ayer y fue anunciado por Kicillof, en el Salón Dorado de la Casa de Gobierno, en La Plata

A partir del trabajo conjunto con hospitales, regiones sanitarias, residentes y la Asociación Sindical de Profesionales de la Salud de la Provincia (Cicop), la iniciativa establece un nuevo régimen de jornada laboral de lunes a viernes, eliminando los sábados.

El nuevo reglamento además establece la posibilidad de un día laboral para quienes están en el último año de las residencias, el cuarto, lo que permite que realicen otras tareas remuneradas una vez por semana.

También reduce las jornadas de 24 a 12 horas para las guardias, con el propósito de evitar el agotamiento en los profesionales y, a nivel salarial, se incorpora un plus por guardia con un valor igual al 13% del sueldo de un jefe de residentes (que actualmente es de $26.000 por mes).

“El sistema de residencias es un sistema de formación en servicios. Los graduados participan en una especialización con acompañamiento académico y prestan servicios guiados por el personal de salud del sistema hospitalario. Al finalizar esa carrera de tres o cuatro años se adquiere el grado de especialista”, puntualizó Kreplak.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *