“Le acaban de desvalijar la casa a mi mamá, jubilada de 75 años. Desde 1978 que vive en Berisso, en la misma casa, en el mismo barrio. Esta es la primera vez que entran a robar.” Así comenzó el relato por la red social Twitter del reconocido periodista de policiales Leo Nieva en relación al robo ocurrido en la tarde de ayer en la vivienda de la casa de su madre en la localidad de Berisso.

En un segundo posteo detalló la información sobre el hecho en sí mismo; “Un vecino vio a los delincuentes cuando estaban barreteando la puerta, a las 16.30 y llamó al 911. Cuando llegó la Policía no estaban. Habían roto dos puertas y parte de un entretecho. Revolvieron en las 4 habitaciones, el living, la cocina. Cuando llegó la policía no había nadie”.

Tras el llamado a la línea de emergencias comenzó una espera interminable para que arriben los peritos al lugar y también reveló la insólita respuesta que recibió por parte de una operadora del servicio público de ambulancias: “Ahora, hace más de cuatro horas que estamos esperando a los peritos, con todas las puertas abiertas. Pedimos una ambulancia del SAME porque mi mamá es hipertensa y sufre miocardiopatía hipertrófica. Me llamaron para decirme que ellos solo atienden urgencias.”

El hijo de víctima cerró la secuencia de publicaciones con sensaciones de indignación: “La cámara de seguridad de un vecino grabó cuando los ladrones salen llevándose una escalera metálica desplegable, pero ninguno de los móviles que supuestamente salieron los vieron. A dos cuadras (19 y 172) entraron robar en otra casa. Todo a plena luz del día. Así estamos.”

Lo narrado por el periodista parece una película de horror pero es lo que lamentablemente sufren miles de familias a diario a lo largo y ancho de la geografía nacional en general y de la provincia de Buenos Aires en particular, donde la responsabilidad de la seguridad es del ministro Sergio Berni.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *