Racing Club se impuso a Estudiantes, de La Plata, por 2 a 1 en condición de local en el Cilindro de Avellaneda, y llegó a la cima de la Zona B, en un encuentro válido por la tercera jornada de la Copa de la Liga Profesional. En tanto, Rosario Central logró un importante triunfo como local, ante Talleres, a quien superó por 2 a 0.

Los goles de la Academia fueron anotados por Gonzalo Piovi (de penal) y Juan Fernando Quintero, a los 36 y cinco minutos, de la primera y segunda etapa, respectivamente. Para el «Pincha» descontó Mauro Méndez, de penal, al cuarto minuto de descuento del complemento.

La victoria dejó a la «Academia» en lo más alto de su zona con siete unidades, al igual que Sarmiento y Newells Old Boys, mientras que el «Pincha» continúa en el último lugar de la tabla sin puntos.

En el comienzo del partido el equipo conducido por el entrenador Fernando Gago salió con todo a buscar el arco rival para intentar llegar al gol cuanto antes luego de la eliminación por penales ante Boca, el miércoles pasado por la revancha de los cuartos de final de la Copa Libertadores en el mismo escenario.

Con el control total del mediocampo, con buen trabajo de Juan Nardoni como volante central, en reemplazo del lesionado Aníbal Moreno, y las subidas de Baltasar Rodríguez por el sector derecho, los locales manejaron la pelota en todo momento.

La tenencia del balón, controlada de manera correcta por el colombiano Juan Fernando Quintero, la presión constante de mitad de cancha hacia adelante, más la verticalidad de Agustín Ojeda, le permitió a la Academia generó situaciones en ofensiva, pero le faltó ser preciso en la definición.

Estudiantes, por su parte, se mostró desordenado, flojo en la zona media y las pocas veces que tuvo la pelota no logró ser criterioso en los pases.

La primera jugada de peligro del «Pincha» fue recién a los 37 minutos con un remate de afuera del área del defensor Eros Mancuso que obligó a Gabriel Arias a mandarla al córner.

Los minutos finales de la primera etapa lo tuvieron a la visita un poco adelantado en el campo, pero sin ser profundo.

El inicio de la segunda etapa fue eléctrico con el «Pincha» que salió con mayor convencimiento, tuvo una chance con un remate de Santiago Ascacibar que tapó el «Uno».

Cuando parecía que el trámite del partido se iba a emparejar, un contragolpe comandado por «Trapito» Ojeda, le permitió a «Juanfer» Quintero llegar a posición ofensiva para sacar un disparo potente que se metió en el palo del arquero para aumentar la diferencia a favor.

El resto del complemento tuvo a la visita parado en ofensiva, con varios remates al arco que lo catapultaron a Gabriel Arias como la figura de su equipo, en tanto que Racing esperó en su campo, trató de salir rápido de contragolpe, se defendió con la pelota y bajó la intensidad para terminar quedándose con los tres puntos en su casa, pesar del descuento de Mauro Méndez, de penal, a los 49 minutos.

En la próxima jornada (4ta.) post fecha FIFA, Racing visitará a San Lorenzo, mientras que Estudiantes recibirá a Tigre.

La síntesis fue la siguiente:

Racing Club: Gabriel Arias; Gastón Martirena, Leonardo Sigali, Gonzalo Piovi y Gabriel Rojas; Baltasar Rodríguez, Juan Nardoni y Nicolás Oroz; Juan Fernando Quintero, Nicolás Reniero y Agustín Ojeda. DT: Fernando Gago.

Estudiantes: Mariano Andújar; Eros Mancuso, Santiago Núñez, Luciano Lollo y Gastón Benedetti; Alexis Manyoma, Jorge Rodríguez, Santiago Ascacibar y Benjamín Rollheiser; Mauro Méndez y Mauro Boselli. DT: Eduardo Domínguez.

Gol en el primer tiempo: 36min. Piovi (R) -de penal-.

Goles en el segundo tiempo: 5min. Quintero (R) y 45+4miin. Méndez (E) -de penal-.

Cambios en la segunda etapa: Al comenzar, Federico Fernández por Lollo (E) y Fernando Zuqui por Boselli (E); 16min. Nicolás Meaurio por Reniero (R), Axel Atum por Manyoma (E), José Sosa por Rollheiser (E): 25min. Gabriel Hauche por Quintero (R), Agustín Almendra por Rodríguez (R): 34min. Jonathan Gómez por Oroz (R) y Leonel Miranda por Ojeda (R).

Amonestados: Martirena,, Arias y Piovi (R). Rodríguez, Lollo y Ascacíbar (E).

Triunfó Central

Rosario Central venció 2 a 0 a Talleres, de Córdoba en un partidazo jugado en el Gigante de Arroyito, por la tercera fecha de la Zona A de la Copa de la Liga con los goles convertidos por los volantes ofensivos Jaminton Campaz e Ignacio Malcorra, en el final del primer tiempo.

Rosario Central y Talleres jugaron un gran primer tiempo en el que se atacaron cada vez que pudieron.

Talleres jugó mejor cuando tocó en velocidad con Depietri, Garro y Sosa, a quienes se sumaba el desprendimiento de Ortegoza, Benavídez y Portillo, pero Central llegó antes a los cinco minutos cuando Malcorra mandó un centro desde la izquierda, Bianchi la paró de espaldas al arco y lo dejó solo a Campaz, quien le pegó de zurda, Herrera salvó, y le pegó otra vez y el arquero la mandó al córner.

Talleres avisó a los 11 minutos con un derechazo de Bustos desde el borde del área que Broun sacó al córner, por arriba del horizontal y a los 21 minutos Garro desbordó por la derecha y mandó el centro a Bustos, quien volvió a exigir al arquero y “Fatura” salvó de nuevo, hacia su izquierda.

Talleres tenía más la pelota y era más incisivo hasta que a los 33 minutos Giaccone la ganó en la derecha de su área, gambeteó a un marcador en la salida y la cruzó larga al pique de Campaz, quien llegó al área y cruzó un zurdazo seco, que entró abajo, junto al segundo palo, en el primer rugido del Gigante de Arroyito.

Apenas habían jugado cuatro minutos cuando Alan Rodríguez mandó un centro al área, Bianchi la recibió otra vez de espaldas y se la sirvió de frente a Malcorra, quien tuvo todo el tiempo del mundo para elegir el lugar y clavarla de zurda en el ángulo superior izquierdo, en el segundo golazo de la tarde.

Talleres reaccionó y a los 45 minutos volvió a llegar con un derechazo de Portillo en el poste derecho, con el arquero vencido.

El complemento tuvo otro desarrollo porque Central se dedicó a esperar en su campo en busca de la réplica que liquidara el pleito ante un Talleres que lo buscó y llegó en varias ocasiones, pero chocó con la gran tarde-noche de “Fatura” Broun, la figura del partido.

Apenas habían jugado cinco minutos cuando Benavídez mandó un centro que Bustos recibió solo en la línea del área chica, pero Broun se quedó con su débil derechazo.

Y en la réplica Malcorra habilitó a Giaccone, quien la cruzó por la derecha y Campaz remató a las manos de Herrera, desde un ángulo muy cerrado, en vez de asistir a Bianchi, solo por el medio.

Hasta que a los 32 minutos Mallo derribó a Sosa en un cierre por la izquierda del área, en un penal que Martinez cobró a instancias del VAR y que “Fatura” Broun atajó en gran forma hacia su izquierda el furibundo zurdazo de Rodrigo Garro.

Así, Central cortó una racha de 10 partidos sin victorias y de cuatro sin convertir, en la que había sumado 399 minutos sin goles, justo en el partido número 254 de Miguel Ángel Russo, que igualó a Carlos Timoteo Griguol como segundo técnico que dirigió más veces al “canalla”, detrás de los inalcanzables 607 de Don Ángel Tulio Zof.